RSS

Melancholia (2011)

18 Nov

País: Dinamarca, Suecia, Francia, Alemania — Duración: 136 min — Dirección y guión: Lars Von Trier — Reparto: Kirsten Dunst, Charlotte Gainsbourg, Kiefer Sutherland, Alexander Skarsgard

                                                       Melancholia

Llegará el día que una película de Lars Von Trier  sea indiferente para el público que se digne a verla?  Habrá tiempo para cruzar esa barrera que existe entre su cine, o más bien, sus historias, de la vida que hay fuera o que tu normalmente sueles vivir?  La brutal fuerza de sus historias serán olvidadas alguna vez entre miles y miles de metros de escombro de rollo cinematográfico? Podríamos  estar haciéndonos cuestiones sobre el cine del danés durante mucho tiempo y creo, que llegaríamos al mismo sitio de partida. No hay que darle más vueltas, hay que dejarse llevar, disfrutar de su inmenso genio a la hora de dirigir y escribir. Y que suelte lo que le de la gana por la boca, cuando lo único que busca es vender algo que no hace falta venderlo.

Tras todo el revuelo montado, pero principalmente, atraído por ver la película en pantalla grande, fui corriendo al estreno de  cartelera. No sabía después de la descomunal, brutal y negra historia que hay detrás de “Antichrist” (y mi reseña aquí), que me iba a encontrar con esta “Melancholia”. Si estaría por debajo, por encima, a la par, si volvería a ser convertido en piedra como con la anterior. Si saldría del cine y muchos días después, seguiría pensando segundo a segundo en lo sucedido en la sala. Ya que esas historias que se guardan en tu cabeza durante varios días después, es por algo, es porque no te puedes ir a la cama y dormir con tranquilidad, incluso, no puedes ni levantar la pierna para entrar en la ducha. Tu cuerpo, tu mente y tu alma se ralentizarán. Será el nuevo planeta? Será una enfermedad? Será la melancolía? O será el romanticismo?

Con una lenta y alucinante introducción que nuevamente dejará helado –a todos, no puedo entender otro estado- por su impresionante belleza, estilo y técnica, “Melancholia”, nos da la bienvenida. Lars Von Trier nos abre las puertas y nos presenta su nueva criatura. Y el espectador, lento como las imágenes, aguarda con asombro  lo que ve e incertidumbre lo que está por venir. Y ya, así de rápido, tu mente se llena de vibraciones extrasensoriales… pero sigamos aguardando, porque aún no hemos visto la verdadera melancolía aparecer, aunque si su brillo y su fuerza para atraernos. Tengamos paciencia, porque se sabe y muy bien, como se las gasta el bocazas éste. Continuemos dirigiéndonos hacía donde su cámara nos lleva y de la manera que nos sugiere u obliga. Y mientras nuestra mente sigue atrapada con la belleza del comienzo, nos metemos en una boda, llegamos tarde, pero somos los protagonistas. Qué manera de rodar, de ver y entender las cosas y así es como nos las sirve el danés. Primerísimos planos, movimientos de cámara continuos –una celebración de Thomas Vintenberg, total-, planos sugerentes, planos que asfixian por su belleza y ángulos. Es impagable, innegable la capacidad de este loco cuando decide de filmar y consigue dejar boquiabierto hasta al propio Hitler.

Justine (Kirsten Dunst) y Michael (Alexander Skarsgard) dan una suntuosa fiesta para celebrar su boda en casa de la hermana de la novia (Charlotte Gainsbourg) y de su marido (Kiefer Sutherland). Mientras tanto, el planeta Melancolía avanza hacia la tierra… mientras tanto y sin percatarnos, seremos nosotros mismos los que suframos la agonía de Justine, su melancolía, enfermedad o esa poderosa atracción del planeta Melancholia, que anula cualquier tipo de gravedad y provoca, incluso, mareos psíquicos. Un estado físico y mental en la piel de Kirsten haciendo un papel o desarrollando un estado emocional durante unas horas, de ensueño, imposible de olvidar, pero poco gratificante. Magnífica, maravillosa, brillante aún  con su estado apagado, impresionante.

Cuando un protagonista consigue meterse en su papel como aquí lo hace Kirsten, las consecuencias son claras. Y si el espectador consigue lo mismo que el o la protagonista en este caso, será arrastrado hasta la más mísera situación que puede un cinéfilo desarrollar en una butaca o sofá de casa.

Muy pronto, apenas recién acabado el primer plato, notaremos un ambiente en casa de Claire (Gainsbourg) de incomodidad, tirantez y desfachatez. Justine empezará su nueva bajada al pozo de la tristeza, de la soledad y de las ¿incertidumbres?, igual quiere la destrucción del planeta tierra a manos de su “amor melancólico”. Porque ese planeta escondido hasta ahora para la vista del ser humano, lleva de cabeza, pies y alma a nuestra protagonista. Se trata de una fuerza superior, como si pudieran sacar de ti y dejándote en la tierra, toda tu masa corporal, energía y quedándote a merced de Melancholia. Atrapado en una imagen para el resto de tu vida. Viendo la muerte caer a tu alrededor, sus últimos suspiros, sus últimos pasos…

Claire. Una segunda parte del film donde recaerá el peso sobre ésta, pero si n olvidar el estado y comportamiento de Justine. Claire se diferencia de Justine en la manera de filmar. Ya no hay dogma. Ahora predominan planos amplios donde podemos disfrutar de la belleza que rodea la casa de Claire. Claire ha cambiado su manera de percibir un momento único en la tierra, por un problema que se convertirá en su obsesión, agonía y sufrimiento. Si Justine hace un papel encomiable. Claire nos dejará boquiabiertos con una interpretación fuera de lo normal. Se rodeará de pesadillas que no le dejarán dormir, que la inquietarán, aturdirán y nos lo hará pasar mal a nosotros (momentazo cuando sigue a su hermana hasta la orilla del rio). Finalmente, la belleza pasa a ser un segundo plato al ser derrotada por la absoluta y poderosa magnitud de un planeta que enamora y mata.

Melancholia de von trier es opresiva y hermosa a la vez. Von trier disfruta dirigiendo, escribiendo y haciendo una, dos y varias referencias como podemos ver claramente con ciertas pinturas, música o versos. Es todo un ejercicio de poesía destructiva pero con estilo, con romanticismo y todo para que no lleguemos hasta nuestra muerte, como se suele acostumbrar la muerte a recibirnos normalmente. Lars von trier ha vuelto a liarla. Lars von trier es un grandísimo director y escritor. Un enamorado de lo que pocos se enamoran.

Lars von trier enamora (bella) y destruye (opresiva) con este romántico y melancólico proyecto.

Otra información

ΨÐ

Imdb

Melancholia movie web

Trailer

Anuncios
 
3 comentarios

Publicado por en 18/11/2011 en Drama, Sci-Fi

 

Etiquetas:

3 Respuestas a “Melancholia (2011)

  1. Ermel Montes

    28/03/2012 at 00:53

    No hay mas que decir David, lo has dicho todo. Melancholia es simplemente hipnótica. No esperaba menos de este gran director; ni siquiera soy capaz de comparar sus trabajos en tre ellos. Saludos desde Panamá!

     
  2. Pablo

    31/03/2012 at 15:16

    No es mala cinta, técnicamente es muy atractiva, pero no está a la altura de otros films como Breaking waves, Dogville o Dancer in the dark.

     
  3. Scorsese.

    22/05/2012 at 05:16

    La película que mas me ha gustado del danés junto a Antichrist. Melancolía es exquisita, inolvidable y magistral. Su nihilismo y tristeza me tienen contagiado, no dejo de pensar en la película ni un solo minuto, es extraña, diferente, pero muy natural al mismo tiempo, no sabría explicarlo, me he sentido muy identificado con su discurso y perspectiva tan pesimista. Mención especial a su prologó, de lo mejor que he visto nunca. (La BSO de Richard Wagner ayuda mucho) Lars es un genio, y su melancolía una obra maestra única en la historia del cine..

     

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: